¿Entonces tú no puedes hacer backpacking?

Muchas veces hemos tenido un obstáculo de frente, que nos parece tan indomable, que hemos dudado sobre si podremos seguir adelante o no. Eso mismo enfrentó está familia de 8 miembros (2 adultos y 6 niños) al recorrer más de 2,000 millas (más de 3,220 km) del Appalachian Trail (AT). Su experiencia de vida sirve de inspiración para esos momentos en que sentimos que todo va en nuestra contra.


Y esto es algo característico del backpacking. Nos enseña a que los obstáculos existen, que debemos prepararnos, que las cosas requieren un sacrificio, pero también que todos nuestros sueños pueden ser alcanzados con voluntad. Realizar campismo de manera autónoma es un ejercicio para el cuerpo, para la mente y para el alma. Genera herramientas para salir adelante aún en las condiciones más precarias. Si crees que no puedes lograrlo, mira la experiencia de esta familia y dime de nuevo si en realidad no puedes.

Tú también puedes practicar este deporte y venir con nosotros. Aprende a acampar de manera autónoma y forma parte del Trekking Crew. Jamás mirarás el mundo con los mismos ojos. #NosotrosAcampamos

Próximas Excursiones


Comentarios

  1. Pues claro que practico backpaking, cada vez que puedo lo hago, pero dispongo de poco tiempo, además no puedo coincidir con sus actividades, pues vivo un poco retirado... y otra cosa... siento que sus actividades son un poco costosas. No mal interpreten, es solo mi opinión como mochilero solitario. Feliz resto del día. Jorge Mosquea de este lado. Abrazos.

    ResponderBorrar
  2. Saludos..... Siempre he practicado esta actividad, más bien en solitario, aunque me gustaría compartir un par de experiencias con ustedes..... El backpaking es algo que siempre practicare, mientras me sea posible..... Un abrazo y nos vemos en las montañas....!!

    ResponderBorrar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Cómo recuperarse después de la excursión: picadas de mayes y jejenes

Los 10 equipos esenciales para toda excursión

Cómo recuperarse después de la excursión: el dolor muscular